Antes de regalar un perro

La Navidad y las fiestas están cada vez más cerca, por lo que muchas personas empiezan a pensar que una mascota, especialmente un perro podría convertirse en el regalo perfecto, ya sea para sus hijos, para su novia, o esposa o simplemente para un amigo. Sin embargo, antes de ir a buscarlo a la tienda de mascotas o al hogar de animales para adoptarlo, es importante que te tomes unos segundos para reflexionar acerca de las implicancias de esta decisión.

Aunque parezca algo obvio y tonto, lo primero que tienes que tener en cuenta y asegurarte, es que la persona a la que le vas a dar el regalo, tenga deseos de tener un perro. Además, también deberás contemplar que esta persona, quiera responsabilizarse de un animalito, ya que muchas personas puede que quieran tener una mascota, pero no se encuentren listas para dedicarles el tiempo y los cuidados que este va a necesitar.

También deberás asegurarte que el nuevo dueño del perro va a tener que responsabilizarse por los gastos y el mantenimiento de la mascota en su hogar. En muchas ocasiones he escuchado que tener un animalito en casa, es como tener un hijo, merece cuidados, gastos y mucho cariño, por lo que no todo el mundo se siente listo para tomar este gran paso y prefiere no tener este tipo de responsabilidades.

Te recomiendo también que sacrifiques el hecho que tu regalo sea sorpresa, y trates de hablar con el destinatario de tu regalo, para saber a ciencia cierta si se siente listo y está dispuesto a cuidar al animalito. Si estas pensando regalarle a tus hijos un cachorrito, será imprescindible que antes de hacerlo, les hayas enseñado cómo cuidarlo y cómo cumplir con las obligaciones que su nuevo animalito y amiguito traerá consigo. 



Viviana Saldarriaga

Soy colombiana pero actualmente me encuentro viviendo en Argentina. Estudié producción de música en Estados Unidos en donde trabajé algunos años hasta devolverme a mi país para empezar a estudiar periodismo. Hoy en día me encuentro a punto de terminar mi carrera como periodista. Me considero una persona amable y sociable, pero muy psicorígida y perfeccionista. Soy curiosa por naturaleza y siempre tengo afán por aprender cada día un poco más.

Escribe un comentario