Cómo acostumbrar a tu perro a dormir solo

Perro durmiendo en la cama.

Uno de los problemas más comunes a la hora de educar a un cachorro es que éste no quiera dormir en su propia cama. Lo más probable es que llore y ladre para conseguir dormir con nosotros, al menos los primeros días. Para acabar con este inconveniente deberemos seguir algunos consejos y derrochar buenas dosis de paciencia.

En primer lugar, tenemos que acondicionar un lugar adecuado para que el perro pueda dormir tranquilo y cómodo. Debe ser lo suficientemente cálido en invierno y fresco en verano, así como silencioso y sin luces que puedan molestarle. Además, es fundamental que el animal disponga del espacio suficiente, pudiendo estirarse y adoptar todas las posturas que quiera.


Para ello lo mejor es que nos sirvamos de una cama especial para perros del tamaño apropiado (encontraremos un sinfín de modelos en el mercado) y de algunas mantas y cojines suaves y confortables. Asimismo, es importante que esta zona esté libre de corrientes de aire y que no esté expuesto directamente a la luz del sol.

Una vez preparado este espacio, tenemos que hacer que le resulte familiar. Para ello podemos aprovechar su privilegiado olfato, dejándole algo que le recuerde a nosotros, como una camiseta o una funda de almohada.  A continuación, conducimos al perro hasta su zona de descanso y esperamos a que se tumbe, sin forzarle. A medida que se vaya acercando, le iremos felicitando y premiando con juguetes y comida.

Aunque consigamos que se acostumbre a dormir pequeños ratos en este sitio, es muy posible que el can quiera pasar la noche junto a sus dueños. En este caso debemos ser firmes y mantener la calma, haciéndole volver a su cama una y otra vez hasta que se conforme. Todo ello a través del refuerzo positivo y sin gritos. Lo mejor es ignorar sus llantos y ladridos; tarde o temprano se acostumbrará a dormir solo.


Categorías

Adiestramiento

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario