Cómo bañar al perro en casa

Bañar al perro en casa

Hoy en día ahorrar en el mantenimiento del perro es algo fundamental para muchas familias. Bañar al perro en casa es un acierto, ya que es una situación que le provocará menos estrés y que además nos sirve para ahorrar en peluquería canina.

Aunque bañar al perro en casa te parezca algo complicado, en realidad es más simple de lo que parece. Si lo acostumbras desde que es un cachorro, ambos saldréis ganando.

Lo primero que debes tener en cuenta a la hora de bañar a tu perro en casa son los utensilios que necesitas. El champú debe ser siempre para perros, ya que el de personas les puedes dar irritaciones o estropearle el pelo. Además, hay champús especializados para cada cosa, como un champú para pieles sensibles o para pelo largo.

El lugar para bañar a tu perro puedes ser la bañera, pero si es de raza grande puede resultar complicado. Si tienes un jardín, como probablemente vaya a sacudirse y a llenar todo de agua, es mejor bañarlo fuera. Con un barreño o una piscina de niños tienes un lugar en el que poner el agua.

El agua debe estar tibia, ya que si está fría puedes provocarle una bajada de defensas. Si es muy caliente puede crearle rechazo al perro, por lo que lo mejor es que el baño sea una experiencia agradable.

A la hora de lavar al perro, tienes que tener especial cuidado con las orejas y los ojos, para que no le entre agua o jabón. La cara la puedes lavar con la mano, con mucho cuidado. El enjabonado puede aprovecharse para darle un masaje y que se relaje.

Lo siguiente que debes hacer es aclarar bien su pelo, para que no queden restos de jabón que le puedan irritar la piel. Después, seca el exceso de agua con una toalla. Si es verano, se secará con un simple paseo, pero en invierno, es mejor que utilices el secador, a temperatura suave y alejándolo algo del pelo.

Más Información – Consejos para el primer baño del perro


Categorías

General Perros

Susy Fontenla

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, aunque siempre me gustó escribir. Llevo años siendo voluntaria en una protectora, ahora todo mi tiempo he de dedicárselo a mis propios perros, que no son pocos. Adoro a los perros, la moda, las cremitas y las revistas online.

Escribe un comentario