Cómo enseñar al perro el ejercicio de buscar y traer

Perro corriendo en el campo con una pelota.

Cuando enseñamos determinados trucos a nuestro perro no lo hacemos sólo con la intención de jugar juntos, sino que con estos pequeños gestos también reforzamos sus conocimientos de obediencia básica. Uno de ellos es el llamado ejercicio de “buscar y traer”, que supone un fuerte estímulo para su cuerpo y su mente.

Sin embargo para practicarlo tenemos que elegir el momento adecuado, y éste es cuando el animal se encuentre descansado y calmado. No se recomienda tratar de enseñarle esta clase de trucos justo después de haberse despertado, ya que su exceso de energía no le permitirá centrarse.


Con esta actividad aprende más de una orden; éstas son “buscar”, “atrapar”, “traer” y “soltar”. Todas ellas son consideradas básicas en cualquier adiestramiento canino. Tenemos que saber que cuanto mayor sea el instinto cazador del perro, más fácilmente asimilará estas órdenes.

Debemos comenzar haciendo que el can se interese por el objeto que vayamos a lanzar, dándoselo a oler y moviéndolo a su alrededor. Si vemos que lo ignora, lo mejor será que cambiemos de juguete. Una vez llamemos su atención de esta manera, es el momento de lanzarlo. Si corre tras él pero no lo coge, tendremos que jugar con dicho objeto nosotros mismos, para demostrarle que puede ser divertido.

Cuando consigamos que lo coja, procederemos a enseñarle la orden de “traer”. Es posible que nuestra mascota se detenga a jugar con aquello que le hayamos lanzado, sin intención de traerlo de vuelta. Para solucionarlo, además de llamarlo con palabras como “ven” o “trae”, podemos atraerle con comida. Cuando aprenda bien la orden, prescindiremos de este truco.

Si se niega a soltar el objeto, será mejor que no tiremos de él con fuerza, pues este juego de tira y afloja fomenta negativamente su competitividad. En ese caso, deberemos pedirle con paciencia que lo suelte, y ofrecerle algo de comida para que abra la boca. Todo ello dándole continuas muestras de cariño.

Para que todos estos consejos sean realmente efectivos, tendremos que practicar cada día, en pequeñas sesiones. Con el tiempo lograremos que el perro aprenda a la perfección el ejercicio de buscar y traer, y lo convertiremos en un juego divertido para ambos.


Categorías

Adiestramiento

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

2 comentarios

  1.   Carlos Millara dijo

    Hola, ¿me podrían decir en qué estudio o pruebas se basan para afirmar que el juego de tira y afloja fomenta negativamente la competitividad del perro?
    Gracias y un saludo,
    Carlos Míllara

  2.   Manuel dijo

    Carlos MillaraMillara, creo que ha sido que se expreso mal. El tira y afloja es un juego también interesante que refuerza el vinculo, ya que en cierta medida, estamos compitiendo con él y de esta manera también podrá ver que nosotros mandamos, somos los amos, somos el líder. Creo que simplemente, se refería a que el “tira y afloja” afecta negativamente al “buscar traer y soltar”. Uno de mis perros hace las dos cosas y las diferencia muy bien, tira y afloja con la cuerda (aunque sibse lo pides también la suelta y te la da) y buscar con la pelota

    Saludos!

Escribe un comentario