¿Qué dice tu perro sobre ti?

Mujer abrazando a su perro.

No podemos negar que entre un perro y los seres humanos que conviven con él suele formarse una conexión especial. De ahí que muchas veces encontremos parecidos asombrosos entre los canes y sus dueños. Con todo ello, vemos que la teoría que nos dice que el perro transmite información sobre nosotros es cierta.

Y es que la compatibilidad perro-humano de la que hablábamos tiene como resultado diferentes consecuencias. Así, el carácter de estos animales se ve fuertemente influido por el nuestro, y viceversa. Por no hablar de lo que el hecho de decantarnos por una mascota u otra dice sobre nosotros. Así lo indican varios estudios realizados por algunos expertos.


Un ejemplo es el llevado a cabo por el psicólogo Richard Wiseman, según el cual los distintos tipos de mascotas están asociados a determinadas clases de personalidad. Indica, además, que los seres humanos atribuyen un carácter a sus perros que en realidad son el reflejo de su propia personalidad: “Si conoces a alguien que tiene un perro y quieres entrever su personalidad en tan solo unos segundos, pídele que describa la personalidad de su can”, explica.

Otra investigación es la realizada por la British Psychological Society, que reforzaba la idea de que podemos conocer la personalidad de alguien a través de su perro, pues dicho estudio afirma que elegimos a las mascotas que son parecidas a nosotros. También asocia determinadas razas a algunos caracteres concretos; por ejemplo, se cree que las personas extrovertidas se decantan por perros pastores como el Collie o el Pastor Alemán, mientras que las personas tranquilas optan por el Labrador o el Golden Retriever.

El psicólogo social Jonathan Haidt fue aún más lejos, llegando a afirmar que existe una relación entre nuestra mascota y nuestra ideología política. Según él, las personas liberales prefieren perros educados, mientras que las de carácter conservador optan por canes obedientes y leales.

En realidad, todas estas teorías no constituyen una ciencia exacta, pero no podemos negar el hecho de que, al establecer una relación estrecha con nuestro perro, influimos sobre él y viceversa. Podemos concluir que es cierto que el can puede reflejar nuestra personalidad a través de su carácter, demostrando ser un animal capaz de hacer uso de una extraordinaria empatía.


Categorías

Curiosidades

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario