Cómo elegir la correa adecuada para tu perro

Bóxer con una correa.

Un factor fundamental para pasear a nuestro perro es elegir la correa adecuada. Esto dependerá no sólo del tamaño del animal, sino también de su carácter y estado de salud. Afortunadamente el mercado nos ofrece una amplia gama de correas aptas para todo tipo de perros y con precios y modelos de lo más variados. Te damos algunos consejos para hacerte con la correa que más convenga a tu mascota.

En primer lugar, es imprescindible adquirir este artículo en tiendas especializadas o clínicas veterinarias, buscando siempre la mayor calidad. De lo contrario, corremos el riesgo de que la correa se rompa y nuestro perro pueda escapar, con todos los peligros que esto conlleva. Además, así nos aseguramos de que esté fabricada con materiales que no dañen su piel.


Encontramos diferentes tipos de correas que podemos adaptar a nuestras necesidades. Haciendo un breve repaso, encontramos la correa de cuello, de distintas longitudes y materiales. Con ella nos es más fácil controlar los movimientos del perro, por lo que es conveniente para canes nerviosos o con problemas de comportamiento.

Los arneses, por otro lado, son muy eficaces para impedir que el can se escape y para proteger su cuello, ya que reparte la presión uniformemente. Sin embargo, es más difícil mantener el control de los movimientos.

En definitiva, para elegir la clase de correa que más nos conviene lo mejor es consultarlo con un veterinario o educador canino de confianza; él sabrá recomendarnos cuál es la más adecuada, dependiendo de las características de nuestro perro.

También nos ayudará seguir una serie de sencillas pautas. Por ejemplo, leer con atención la etiqueta del producto antes de comprarlo, para comprobar que esté fabricado con materiales de calidad y que se ajuste a las características del animal.

Aunque lo más importante es que la correa garantice la comodidad y seguridad de nuestra mascota. Debemos poder sujetarla y manejarla con facilidad, y probarla previamente en un espacio cerrado para asegurarnos de que cuenta con la fuerza suficiente para soportar los tirones del perro.



Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario