La oligoterapia en perros

Oligoterapia en perros

Las terapias alternativas para tratar a los perros también están cobrando mucha importancia, evitando las medicinas y volviendo a la medicina tradicional, basada en la naturaleza. Los oligoelementos son minerales presentes en el cuerpo, que realizan las reacciones químicas necesarias para tener un equilibrio y salud.

En los perros también son necesarios, y la falta de alguno de ellos provoca problemas y desequilibrios. Esta oligoterapia, que se descubrió en el siglo XIX, se inició después en la medicina para curar determinados procesos. Como los minerales son administrados en bajas dosis, no tienen contraindicaciones.

Los perros también cuentan con estos minerales para que sus procesos corporales se lleven a cabo. Estos ciclos químicos se producen por la reacción que crean estos minerales. Se deben usar en diversos procesos, sobre todo en aquellos que ya no tienen solución a través de medicina normal.

Los veterinarios pueden probar este tipo de terapias alternativas para curar al perro en muchas ocasiones. Sobre todo cuando se trata de un perro mayor o que tiene problemas de salud, para no hacerlo sufrir más. En cuestiones como alergias que no se curan, infecciones recurrentes, problemas digestivos o reumáticos, para los que no se encuentra solución, esta terapia se puede usar y obtener muy buenos resultados.

En veterinaria se aplican algunos minerales. Os damos algunos ejemplos, aunque la consulta con el veterinario siempre será necesaria. El litio sirve para el nerviosismo y la agresividad. El potasio para los dolores articulares. El fósforo para los espasmos musculares y los problemas circulatorios. El zinc para las afecciones cutáneas o el azufre para la artrosis y las alergias.

Hay muchos más minerales, y hay que tener en cuenta que también activan las hormonas, participan en el metabolismo de la grasa y luchan contra los radicales libres. Sin duda una terapia alternativa a tener en cuenta.


Categorías

Enfermedades

Susy Fontenla

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, aunque siempre me gustó escribir. Llevo años siendo voluntaria en una protectora, ahora todo mi tiempo he de dedicárselo a mis propios perros, que no son pocos. Adoro a los perros, la moda, las cremitas y las revistas online.

Escribe un comentario