Leishmaniosis en Perros


La Leishmaniosis es una enfermedad causada por un parásito llamado Leishmania Infantum.

Esta enfermedad se contagia por la picadura de un mosquito llamado Phlebotomus, también conocido como Beatillas. Cuando el mosquito ha picado a su animal, el parásito se instala dentro del organismo de su mascota. Contrario a los que muchos piensan, esta enfermedad no se transmite por contacto directo, por las heces o por heridas.

Aunque muchos perros pueden ser asintomáticos durante un periodo, los síntomas más comunes de la Leishmaniosis son:

  • Perdida de pelo: este es el síntoma más habitual de la enfermedad. Su mascota empieza a perder pelo alrededor de los ojos, las orejas y su nariz.
  • Pérdida de peso: cuando la enfermedad va avanzando su perro empezará a perder peso rápidamente pero no presentará pérdida de apetito.
  • Heridas que no sanan o cicatrizan: las heridas más frecuentes se presentan en la cabeza, en las patas y aquellos lugares que se encuentran en contacto con el suelo.
  • Hemorragias nasales.
  • Debilidad y apatía.
  • Piel extremadamente seca.

Es muy importante que esta enfermedad sea tratada lo antes posible, porque, aunque la leishmaniosis tiene cura y tratamiento, éste es más eficaz cuanto antes se diagnostique.

De igual manera es de vital importancia no dejar avanzar la enfermedad ya que ataca órganos como los riñones, y los ojos; al igual que la piel y las articulaciones. Es tan fuerte esta enfermedad que si afectan los riñones se puede llegar a requerir una diálisis y hasta un trasplante de riñón.

Recuerde que aunque es una enfermedad que se puede curar, sino es tratada a tiempo, puede llegar a causar la muerte de su animalito. Así que si sospecha que su perro puede estar sufriendo de Leishmaniosis, visite cuanto antes a su veterinario de confianza para que le realice una prueba de sangre a su mascota.



Viviana Saldarriaga

Soy colombiana pero actualmente me encuentro viviendo en Argentina. Estudié producción de música en Estados Unidos en donde trabajé algunos años hasta devolverme a mi país para empezar a estudiar periodismo. Hoy en día me encuentro a punto de terminar mi carrera como periodista. Me considero una persona amable y sociable, pero muy psicorígida y perfeccionista. Soy curiosa por naturaleza y siempre tengo afán por aprender cada día un poco más.

Escribe un comentario