Los efectos de la cafeína en los perros

Perro frente a una taza de café.

La cafeína, tomada con moderación, puede resultar beneficiosa para nuestro organismo, pero ¿qué efectos provoca en los canes? Lo cierto es que no debemos dejar que nuestro perro consuma ningún alimento que contenga cafeína, ya que esta sustancia resulta realmente venenosa para él. En grandes cantidades puede, incluso, poner en grave riesgo su vida.

Al igual que ocurre con el chocolate, estos animales son mucho más sensibles a la cafeína que las personas. Para que nos hagamos una idea, sus efectos se multiplican aproximadamente por cuatro o cinco, aunque esta proporción también depende de factores como el peso o la edad. Tomada en una pequeña cantidad, la cafeína no tiene por qué acarrear riesgos graves a su organismo, pero en otros casos pueden darse síntomas que requieran atención veterinaria urgente.


Dichos síntomas son muy variados. Entre ellos los más comunes son los vómitos, la hiperactividad, un ritmo cardíaco demasiado acelerado, diarrea, envenenamiento y espasmos. Los primeros suelen aparecer una o dos horas después de haber ingerido la cafeína, dependiendo de la cantidad consumida y de las características físicas del perro (edad, tamaño, alergias, alimentación, salud, etc.).

En ese momento debemos acudir inmediatamente a una clínica veterinaria para que puedan inducirle el vómito y eliminar toda la cantidad posible de esta sustancia que se haya depositado en el organismo. Un especialista sería el único que podría ayudar a nuestro perro en ese momento, pues si no actuamos con rapidez, puede que el animal jamás llegue a recuperarse.

Por todo ello tenemos que tomar ciertas precauciones, como mantener lejos del alcance del can cualquier alimento que contenga cafeína. Recordemos que la prevención es la mejor opción en este caso. Hay que tener en cuenta que esta sustancia no sólo está presente en el café, sino también en muchos refrescos, bebidas energéticas, helados y dulces. Debemos saber que para algunos canes hasta una ínfima cantidad puede resultar realmente peligrosa.



Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario