Los peligros de la piscina para el perro

Perro tirándose a la piscina.

A la mayoría de los perros les gusta el agua y supone para ellos la mejor manera de refrescarse en verano. Sin embargo estos chapuzones conllevan sus riesgos, por lo que tenemos que tomar algunas precauciones por la seguridad de nuestra mascota.

En primer lugar, nunca debemos dejar a nuestro perro en el agua sin supervisión, ya que puede ocurrir cualquier incidente que le impida mantenerse a flote. Además de controlar sus baños atentamente, debemos instalar algún elemento que le ayude a salir por sí mismo de la piscina. También rodear el recinto de una valla para que no pueda caer al agua por accidente.


Por otro lado, la piscina suele llenarse de avispas y otros insectos que pueden picarle, por lo que tenemos que limpiarla pacientemente antes de dejar que el can se meta dentro.

Es importante también que no dejemos que beba el agua de la piscina, pues contiene un alto nivel de cloro y otras sustancias químicas. Esto puede provocar problemas como gastritis, sequedad en la boca y otros problemas estomacales. Para evitar esto, tenemos que ofrecerle frecuentemente un bol con agua mineral fresca.

Asimismo, ante una exposición excesiva al cloro, puede surgir irritación en la piel, ojos y vías respiratorias del perro. Podemos reconocer estos problemas en síntomas como enrojecimiento de la piel y la nariz, falta de brillo en el pelaje, lagrimeo en los ojos, vómitos, diarrea, y en el peor de los casos, úlceras en la boca y lengua.

Por último, si vamos a dejar que el perro se seque al sol, debemos tener cuidado para que no sufra un golpe de calor. Es conveniente que lo pongamos inmediatamente a la sombra y que disponga siempre de agua fresca a su alcance, así como que pueda a tumbarse a descansar en una toalla o tumbona después de realizar esfuerzo físico nadando.


Categorías

General Perros

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario