Nueva forma para reducir el prolapso

Existe una nueva técnica quirúrgica que permite reducir el prolapso de la glándula nictitante en los perros, se estima que 9 de cada 10 perros operados con esta técnica salen bien.

Para su estudio se han seguido 30 casos durante dos años, los resultados que se obtuvieron y la evolución de los animales operados fueron satisfactorios.

La investigación ha sido realizada por la Facultad de Medicina de Lieja, Bélgica. En pocas líneas te explicaremos el tratamiento. La técnica empieza con una primera incisión en la conjuntiva bulbar de casi 3 Mm del limbo infero nasal y paralela a él se realiza una segunda incisión en el aspecto bulbar de la membrana nictitante de otros 2 – 3 Mm que sea paralela al borde libre. La glándula es recolocada mediante una fijación del tejido subconjuntival de la membrana incitante al tejido episcleral con una sutura continua de seis puntos.

Existen razas que son más propensas a este problema, algunas de ellas son el Bulldog Inglés, Mastín Napolitano, Gran Danés y Cocker Spaniel Americano. El prolapso de la glándula nictitante se produce en algunas razas antes de llegar al año de vida en un 83 por ciento de los animales.


Categorías

Enfermedades

Maria

Redactora de contenidos, editora de blogs, posicionamiento SEO

Escribe un comentario