Qué es el agility

Qué es el agility

El Agility es la modalidad deportiva canina más exigente en cuanto a educación y comunicación con el ser humano. Se trata de un deporte competitivo, en el que el perro debe salvar una serie de obstáculos de la forma más precisa, en un orden determinado y en el menor tiempo posible.

El circuito de Agility es exigente, y requiere velocidad y precisión a partes iguales. Es un circuito pensado para que el perro no lo pueda realizar solo, sino que tenga que guiarse por la persona que le va indicando lo que debe hacer. El guía no puede tocar ni los obstáculos ni al perro, por lo que se hace fundamental la comunicación mediante la voz y el lenguaje corporal, algo que nuestras mascotas entienden a la perfección.

En este deporte es necesario entrenar mucho con el perro, para que la coordinación entre la persona y él sean perfectos. Es por eso que se trata de una disciplina ideal para educar al perro. Se ejercitarán, disfrutarán contigo y además os comunicaréis mucho mejor. Aunque no lo realices a nivel profesional, siempre puedes probarlo de forma amateur, para pasarlo bien, ya que sus beneficios son muchos.

El Agility fue creado en los años 70 por un adiestrador canino, trasladándolo luego a las exposiciones caninas, en forma de shows. En los 80, el Kennel Club formalizó esta disciplina como deporte canino en toda regla, y en la actualidad es posible ver competiciones en todo el mundo.

Los requisitos para realizar este deporte es que el perro tenga al menos año y medio de edad, y el guía sea mayor de edad. Además, se requiere estar federado en un equipo. Por otro lado, puede participar cualquier raza. Se dividen en cuatro categorías según el tamaño: toy, small, medium y large. ¿Te apuntas a este deporte con tu perro?


Categorías

Adiestramiento

Susy Fontenla

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, aunque siempre me gustó escribir. Llevo años siendo voluntaria en una protectora, ahora todo mi tiempo he de dedicárselo a mis propios perros, que no son pocos. Adoro a los perros, la moda, las cremitas y las revistas online.

Escribe un comentario