Cómo saber si mi perro tiene el peso adecuado

Ilustraciones que muestran perros de distinto peso.

A veces es difícil determinar si nuestro perro está en su peso ideal, ya que esto depende de factores como la raza, la edad o el sexo. Es necesario asegurarnos de que no se mantiene por debajo ni por encima de su peso adecuado, ya que tanto la falta de kilos como la obesidad son dos trastornos que pueden traer consigo graves consecuencias.

Según los expertos, la obesidad es un problema muy común entre los perros en los países occidentales. Dicho sobrepeso puede causar enfermedades cardiorespiratorias, diabetes o artritis, entre otras dolencias. Muy diferente, aunque igualmente alarmante, es la falta de alimentación. La delgadez extrema también ocasiona este tipo de afecciones, como la debilidad ósea o la incapacidad pulmonar.


Por todos estos motivos es fundamental que seamos conscientes de cuál es el peso real de nuestra mascota, y cuál el que debería tener. Podemos hacernos una idea observándola y palpando su tórax. En el caso de que, al tocar sus costillas, encontremos una espesa capa de grasa, estaremos ante un caso de obesidad. En perros con este problema, es difícil diferenciar su cintura.

Si por el contrario, el animal necesita ganar peso, notaremos que sus costillas, pelvis y vértebras lumbares son muy visibles. Además, habrá total ausencia de grasa y observaremos cierta retracción del abdomen. Asimismo, al palpar su tórax diferenciaremos a la perfección sus costillas.

Nada de esto debería pasar si el can está en su peso ideal. De ser así, sus costillas serían palpables sin exceso de grasa, y podríamos divisar su cintura si lo miramos desde arriba. Notaríamos también su abdomen retraído si miramos al perro de costado. Podemos observarlo más claramente en la imagen.

Por otro lado, existen algunos cálculos específicos para cada raza. Por ejemplo, el Yorkshire debería pesar menos de tres kg., mientras que el peso ideal del Bóxer está entre los 22 y los 34 kg. Este tipo de reglas pueden guiarnos a la hora de decidir si nuestro perro necesita adelgazar o engordar.

No obstante, nada mejor que acudir regularmente al veterinario, para que éste pueda examinar al animal, pesándole y aconsejándonos sobre la alimentación y las dosis de ejercicio físico que necesita.


Categorías

General Perros

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario