Saluki, el perro real de Egipto

saluki-perro-real-de-egipto

Saluki no es un nombre de perro, sino el nombre de una raza que proviene de África. En nuestro país esta raza no es muy conocida, pero en su lugar de origen este perro es muy apreciado, sobre todo por tratarse de una raza antigua, una de las más antiguas conocidas que haya sido domesticada, y el más antiguo de los lebreles.

Estos perros han sido criados en el Creciente Fértil, el lugar en donde se originó la agricultura. Son los beduinos los que más estiman esta raza, y los tienen como perros de compañía y para la caza, dada su rapidez y agilidad. Son perros que además son independientes, por lo que van a requerir una dosis de paciencia a la hora de adiestrarlos.

El Saluki también es conocido como el perro real de Egipto, puesto que todavía hay inscripciones en tumbas egipcias que muestran a estos perros. Se cree que los perros también eran momificados junto con su dueño para acompañarle en la vida eterna, de ahí ese nombre. De hecho se le relaciona con el rey Tutankhamon, del que hay inscripciones con sus dos Salukis.

Esta raza cuenta con un aspecto esbelto, como el de todos los perros de la familia de los lebreles, y son utilizados para dar caza persiguiendo a su presa en terrenos llanos y amplios. Además, estos Saluki cuentan con dos modalidades de pelaje, uno liso y corto, y otro con pelo algo más largo en las patas y en el rabo curvado típico de la raza.

Estos perros son perros agradables y sirven como perros de compañía, sin embargo hay que tener en cuenta algunos rasgos de su carácter. Son independientes y tendremos que poner de nuestra parte para que sean perros obedientes. Además, tienen grandes dosis de energía que hay que canalizar para que no se convierta en comportamientos agresivos, por lo que el perro debe hacer mucho deporte cada día. No es un perro que podamos tener encerrado en casa.


Categorías

Razas Perros

Susy Fontenla

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, aunque siempre me gustó escribir. Llevo años siendo voluntaria en una protectora, ahora todo mi tiempo he de dedicárselo a mis propios perros, que no son pocos. Adoro a los perros, la moda, las cremitas y las revistas online.

Escribe un comentario