El sentido del gusto en el perro

Perro comiendo.

Mientras que actualmente contamos con una gran cantidad de información sobre el olfato y la vista del perro, poco sabemos sobre su sentido del gusto. Conocemos algunos detalles sobre el mismo, gracias a los estudios de los expertos, como por ejemplo, que el del gusto es el sentido menos desarrollado de este animal. Te contamos más acerca de este tema.

La explicación de que el sentido del gusto sea tan débil en el perro lo encontramos en el hecho de que tiene una poca cantidad de papilas gustativas. Mientras que el ser humano posee aproximadamente 9.000, los canes disponen de unas 1.700. Es por ello que nosotros somos más sensibles a los sabores que ellos.


Sin embargo, sí son capaces de identificar los sabores dulces, ácidos y amargos. Les resulta algo más difícil asimilar los alimentos salados, algo que tiene su explicación en su evolución. Y es que los perros son carnívoros por instinto, lo que hace que consuman una cantidad suficiente de sal en su dieta; esto ha provocado que apenas desarrollen las papilas encargadas de detectar este sabor.

Por otro lado, y al contrario que los seres humanos, cuentan con una serie de papilas gustativas ubicadas en la punta de la lengua, justo donde se produce la doblez cuando beben líquido. Gracias a ellas, estos animales saben cuándo necesitan más o menos agua.

Por todo ello, los perros no degustan los alimentos al igual que los humanos, sino que sienten atracción por la comida a través del olfato. Si el olor de un objeto les resulta agradable, aunque no sea comestible, es muy probable que lo ingiera. Esto conlleva cierto peligro para ellos, por lo que debemos mantener fuera de su alcance cosas como envoltorios de comida o productos aromáticos. También es importante saber que el aroma de la carne les resulta más llamativo que cualquier otro.


Categorías

General Perros

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario