Una Boda Canina en Nueva York

La novia Piper probándose su vestido

Los organismos  asociaciones en defensa de los animales no escatiman ideas ni emprendimientos cuando de fomentar la conciencia pro-animal se trata.

Y sin duda que con esta regla se rigen en la North Shore Animal League of America Waggytail Rescue, la Organización estadounidense pro-defensa de los derechos de los animales que, para promover y concienciar sobre la adopción responsable de perros callejeros y de albergues, organizará una singular boda que quedará en la memoria de todos los neoyorkinos, y tal ves del mundo. 

Durante el próximo mes de mayo, la Quinta Avenida de Manhattan se verá conmocionada por la primera boda entre una chihuahua y un pomerania. Así es, estamos habla

ndo de un enlace matrimonial entre perros, o mini perros, pues ni Piper (la novia) ni Boo (el novio) destacan por su gran tamaño…

Los retratos de Piper y Boo

Pero como se suele decir, cuerpo chiquito, ego gigantesco, la pareja de Piper y Boo no pretenden que su matrimonio pase desapercibido, por ello ya han asegurado la dirección de la ceremonia por la famosa locutora Valerie Smaldone; se confió la confección del ajuar de los novios a la reputada tienda de bodas Kleinfiel; y para agasajar a todos los invitados, se mandará hornear un gran pastel en forma de dona.

Por si fuera poco, una vez contraído matrimonio, la pareja canina pasará sus vacaciones de luna de miel en el exclusivo balneario de Bal Harbor, en la Florida.

Increíble. Pero si los perros ahora pueden festejar sus esponsales a lo grande y veranear como reyes, no crees que también tienen el derecho a vivir felices con una familia y seguro en un hogar donde lo cuiden y amen?


Escribe un comentario