Ventajas de adoptar a un perro mayor

Adoptar a un perro mayor

Las adopciones están aumentando en nuestro país gracias a la concienciación de la gente, pero todavía queda mucho por hacer. Prueba de ello es que la gran mayoría de los perros que se abandonan son mayores, considerados senior, y que estos también son los que tienen más problemas a la hora de ser adoptados. Sin embargo, hay muchas ventajas que te pueden interesar si quieres adoptar un perro mayor.

Aunque evidentemente, un perro viejo no va a durar los mismos años que uno joven, tienes sus ventajas adoptar a uno. Además, con este gesto, estaremos dándole una segunda oportunidad a un animal que ha tenido la mala suerte de tener  una casa y perderla.

Una de las mayores ventajas de adoptar a un peludo viejo está en que ya cuenta con una experiencia previa que te facilitará las cosas. Normalmente, ya conocen las órdenes básicas, como el ‘ven’ o ‘quieto’, ya que han convivido antes con una familia. Puede que tengan sus manías, pero puedes reeducar esos puntos fácilmente.

Son realmente agradecidos, ya que los sacas de un entorno en el que se sienten mal, ya que saben que han sido abandonados. No es lo mismo si un perro ha nacido en una protectora y no conoce otro lugar. Estos peluditos mayores te reconocerán en seguida como un compañero, y serán fieles.

Los perros mayores se adaptan rápido al modo de vida en un hogar. Suelen tener experiencia en la convivencia, pero además, no tienen la misma energía que un perro joven, por lo que no suelen destrozar cosas. Ocupan su lugar y se limitan a vivir contigo, tranquilos y felices.

Suponen una compañía inestimable. Cualquier perro hace compañía, pero un perro viejo te acompañará allá a donde vayas, y se pasará el día contigo si estás mucho en casa. Además, no tendrás que sacarlo durante tanto tiempo ni dar largos paseos, por lo que son ideales para personas con poco tiempo.

Más Información – Realiza una adopción responsable


Categorías

General Perros

Susy Fontenla

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, aunque siempre me gustó escribir. Llevo años siendo voluntaria en una protectora, ahora todo mi tiempo he de dedicárselo a mis propios perros, que no son pocos. Adoro a los perros, la moda, las cremitas y las revistas online.

Escribe un comentario