Causas y tratamiento para la uveítis en perros

Los ojos de nuestro perro por lo general son bastante sensibles, por lo que existe una gran probabilidad de que puedan sufrir una serie de enfermedades. Cualquier anomalía que podamos observar en la forma de los ojos, su color o secreción es una señal de que nuestro perro necesita atención de un veterinario con urgencia, de esta manera, puede ocurrir que podamos notar algunos de estos indicadores o cualquier otro síntoma por el que tengamos que tener una gran preocupación, sin duda tenemos que llevarlo de emergencia a una consulta.

Como para nosotros lo primero siempre es la salud de nuestra querida mascota, en este artículo te traemos toda la información necesaria acerca de una de las enfermedades que pueden afectar los ojos de los perros.

¿Qué es la úvea y/o la enfermedad de la uveítis?

Si queremos comprender con mayor claridad de que se trata la enfermedad de la uveítis canina, es muy importante que tengamos en cuenta como es la anatomía de los ojos de los perros.

De esta manera, podemos decir que la úvea o también conocida con el nombre de túnica vascular, es la capa media que se encuentra en el ojo, por lo que la parte externa es fibrosa, que son la córnea y la esclerótica y que por otro lado la parte interna se encuentra constituida por la retina. Esta misma parte, se encuentra formada por tres sistemas que van desde adelante hacia atrás los cuales son el iris, el cuerpo ciliar que vendría siendo la parte anterior y la coroides que es la que vendría siendo la parte posterior.

La úvea es un armazón que colabora con lo que es la vascularización que va dirigida hacia el globo ocular, razón por la que una gran cantidad de enfermedades sistemáticas pueden causar problemas en el ojo por las vías sanguíneas. Si alguno de estos sistemas que constituyen esta túnica llega a inflamarse por cualquier razón, esto es lo que se conoce como la uveítis.

Señales que indican que un perro tiene uveítis y su diagnóstico

Entre los síntomas generales que puede presentar un perro que sufre de uveítis son el decaimiento y la anorexia, pero también podemos encontrar otros síntomas como los siguientes:

  • Blefarospasmo, que cuando los parpados se cierran por tanto dolor.
  • Epifora, que es cuando se observa un lagrimeo en exceso.
  • Hifema, cuando dentro del ojo se observa sangre.
  • Edema cornal, cuando el ojo tienen una coloración azul y gris.

Por otra parte, si queremos tener un diagnostico con más claridad, como dueños del perro tenemos que llevarlo rápidamente al veterinario, ya que tenemos que explicar con detalle, cuáles han sido los cambios que hemos notado en los ojos de nuestro perro, para después de haberle dado toda la información, nuestro perro tendría que pasar por ciertos exámenes:

  • Exploración del ojo completa mediante un oftalmoscopio.
  • Lámpara de hendidura, tonometría y ecografía ocular.
  • Tinción corneal.
  • Pruebas generales como lo son la analítica sanguínea, las serologías frente a las enfermedades que son infecciosas, la radiografía y la ecografía también pueden ser de mucha utilidad.

Causas de la uveítis

Las causas que son endógenas o intraoculares son las siguientes:
  • Inflamatorias: es cuando la enfermedad aparece cuando ha ocurrido alguna acción inflamatoria que puede ser por cataratas, por ejemplo.
  • Infecciosas: Enfermedades como lo son el moquillo o la leucemia felina, pueden provocar una uveítis.
  • Neoplasias oculares.
  • Inmunomediadas: determinadas razas como las nórdicas.

Las causas que son exógenas o extra oculares son:

  • Fármacos.
  • Metabólicas: enfermedades endocrinas.
  • Hipertensión arterial: en circunstancias de que exista insuficiencia renal puede producirse una hipertensión arterial que puede provocar uveítis.
  • Infecciones sistémicas: como las piómetras que son las infecciones de útero, también la pueden causar.
  • Idiopática.

Para tratar esta enfermedad en los perros se utiliza una combinación entre lo que son los fármacos que convengan según sea la clase de uveítis que sea diagnosticada.

 

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:
Comida para perrosAccesoriosJuguetes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *