¿Para qué sirven los bigotes del perro?

Los bigotes de los perros no se cortan

Los bigotes de los perros, también conocidos como «vibrisas», son una herramienta de orientación fundamental para ellos. Cumplen una función complementaria de los sentidos del olfato y el tacto, proporcionándoles una importante información sobre su entorno.

Se trata de unos pelos gruesos y largos ubicados alrededor del hocico, que cuentan con una gran sensibilidad. Muy comunes en los mamíferos, se desarrollan a muy temprana edad, y les ayudan a desarrollar sus habilidades de exploración. Por eso, no debemos cortárselos jamás.

Para qué sirven los bigotes de los perros

Los bigotes de algunos perros son especiales

Los bigotes son algo parecido a las yemas de nuestros dedos. Extremadamente sensibles, reaccionan fácilmente a corrientes de aire. Cuando el aire se mueve, estos pelos vibran, y a través de estas vibraciones los perros son capaces de detectar la presencia, tamaño y forma de objetos cercanos. De esta forma, pueden reaccionar rápidamente ante posibles peligros.

Estos pelos también les permiten medir espacios, pudiendo determinar si se encuentran en un lugar estrecho sin necesidad de usar la vista. También les ayudan a proteger los ojos, pues cualquier contacto con los bigotes hace que parpadeen inmediatamente.

No sólo son los pelos del bigote los que aportan información al animal, sino también los que se encuentran en los labios, barbillas, orejas y cejas, contando cada zona con unas peculiaridades propias.

Otras funciones de los bigotes de los perros

Además de las funciones que hemos visto, lo cierto es que los bigotes son una parte muy importante para los perros. Y lo son porque tienen funciones que ayudan a tu mascota a relacionarse con su entorno y a sentirse seguro.

Pero, ¿qué más funciones tienen aparte de las descritas antes? Pues toma nota de las siguientes:

Le sirven para orientarse

Aunque te parezca imposible que algo tan pequeño y finito les sirva para orientarse, lo cierto es que es así. A través de esos pelos, lo que hacen es crear en un cabeza una especie de mapa que les ayuda a saber dónde están, dónde hay peligro, dónde los objetos… En otras palabras, crea un mapa para moverse por los lugares. No solo eso, sino que también con los bigotes puede calcular proporciones de los objetos, distancias…

De ahí la importancia que tienen, porque les permite moverse de manera más segura, ya sea por una casa, un jardín, el aire libre…

Con ellos miden la temperatura del entorno

¿A que no lo hubieras dicho? Pues sí, son capaces de saber qué temperatura hace sin necesitar ningún aparato para llevar a cabo la medición. Y esto lo hacen a través de las corrientes de aire.

Por eso, cuando se les cortan, pueden tener problemas porque no saben bien la temperatura que hay (y pueden enfermarse).

Le sirven de protección

También, porque estos suelen ser más largos y les avisan si se acercan demasiado a los objetos, haciendo que se alejen de ellos. Al mismo tiempo, también son una barrera ya que, si estos detectan algo, permiten que tengan algo más de tiempo para reaccionar y apartarse.

¿Por qué se caen?

También nos ayudan a obtener información sobre la salud del perro, ya que suelen utilizarse para realizar pruebas dermatológicas. Las enfermedades más comunes en los bigotes son sarna, quemaduras, la pioderma del folículo piloso, trauma y displasia del folículo del pelo.

Otras causas son:

Pérdida por trastornos hormonales

No siempre la caída del bigote está asociada a la muda natural de este, hay de hecho enfermedades que hacen que la perdida sea abundante y muy evidente, como es el caso de los trastornos hormonales.

Una de las características de esta patología, es cuando la caída está localizada en determinadas zonas, por ejemplo, la pérdida puede ser de ambos lados, simétrica y no presentar ningún prurito.

Ante estos síntomas lo mejor es acudir a su veterinario, ya que se deben aplicar los estudios necesarios para determinar el origen que puede estar entre: el síndrome de Cushing o el hipotiroidismo. Una vez determinada la causa se procede con el tratamiento correspondiente.

Puede haber otras causas asociadas a alergias provocadas por la presencia de pólenes, a las pulgas, por alimentos o fármacos. En estos casos el tipo de tratamiento que se aplica está ligado a al agente alérgeno que está afectando al perro.

Caída por enfermedades de la piel

Son varias las enfermedades que pueden afectar el pelo, la piel y los bigotes de tu mascota, algunas de ellas dan paso a la caída en poca cantidad o de forma exagerada. Mencionaremos aquellas que hacen que la perdida sea muy considerable:

Dermatitis

La dermatitis es una enfermedad que es producto de la reacción del cuerpo del perro frente a los alérgenos principalmente, y en ocasiones es de origen genético. Se caracteriza por un proceso inflamatorio de la piel que está acompañado de prurito.

Entre los distintos tipos que existen, la más común es la dermatitis atópica. Otros síntomas asociados a este u otro tipo son el enrojecimiento de la piel y un picor excesivo.

Tiña

Esta se manifiesta por medio de la caída de los bigotes, que dejan la zona totalmente desprovista. El origen es un hongo o tiña canina que produce lesiones circulares en las que la pérdida es total. Es importante que se le suministre el tratamiento adecuado que indique el veterinario.

Pioderma canina

Esta tiene lugar cuando la piel del perro se ve afectada por alguna enfermedad que hace que sus defensas bajen, allí aprovechan las bacterias para infectar a tu mascota generando además de la caída del pelaje, la caída de bigotes, heridas, picor excesivo, mal olor e incluso ulceras en los casos más graves.

El tratamiento suele ser bastante extenso y con antibióticos prescritos por el especialista, por lo que es necesario seguirlo al pie de la letra.

Sarna

De los diferentes tipos de sarna, hay dos que son las más frecuentes: sarna sarcóptica y sarna demodécica, ambas tienen su origen en la presencia de ácaros que se instalan en el cuerpo de tu mascota.

Los síntomas consisten en perdida sectorizada del pelaje, caída de bigotes, enrojecimiento de la piel, picor y en algunos casos la caída del manto es total. Estas se diferencian entre si según el tipo de acaro que se instale en el animal.

Por otro lado el ácaro “sarcoptes scabiei” es el causante de la sarna sarcóptica y suele ser extremadamente contagiosa, la buena noticia es que se puede curar y puede prevenirse un nuevo foco con las medidas adecuadas.

Perros con bigotes «especiales»

Todos los perros tienen bigotes. Es algo que, como hemos visto, cumple a la perfección con las funciones que tiene reservadas a esta parte de su cuerpo. Sin embargo, hay razas de perros que son «especiales». Y no porque sean más grandes, más pequeños o tengan unas características que hace que sobresalgan. Sino porque tienen algo que todos tienen, pero lo de ellos es especial.

Hablamos de perros que tienen bigotes. Literalmente. Y sí, aunque no lo creas, hay bastantes razas así. Se caracterizan por tener unas vibrisas alargadas que les dota de una apariencia original y curiosa, tanto que llama mucho la atención.

¿Y qué razas de perro lo tienen? Pues aquí te las listamos todas ellas.

  • Lobero irlandés
  • Dandie dinmont terrier
  • Perro de aguas portugués
  • Terrier tibetano
  • Perro affenpinscher
  • Perro pomsky
  • Border collie
  • Bichón habanero
  • Bichón boloñés
  • Grifón belga
  • Grifón de Bruselas
  • West highland white terrier
  • Schnauzer (enano y gigante)
  • Cairn terrier
  • Pastor catalán
  • Collie de pelo largo
  • Terrier negro ruso
  • Perro pastor de los Pirineos de pelo largo
  • Airedale terrier
  • Norfolk terrier
  • Perro pekinés
  • Bichón maltés
  • Collie barbudo
  • Pastor bergamasco
  • Yorkshire terrier
  • Skye terrier
  • Perro pastor Polanco de las llanuras
  • Soft coated wheaten terrier irlandés
  • Terrier australiano
  • Pequeño perro león
  • Shih tzu
  • Scottish terrier
  • Fox terrier
  • Coton de Tuléar
  • Lhasa apso
  • Bobtail

¿Se pueden cortar los bigotes a un perro?

Los bigotes son importantes para los perros

No es la primera vez que escucho o leo que una persona le ha recortado o cortado los bigotes a su perro, supuestamente para que así quede más guapo. Pero la realidad es que no, no se pueden cortar, ya que como hemos comentado, le sirven para obtener información sobre su entorno. Además, los canes son preciosos tal y como son: no hay que cambiarlos.

¿Por qué no cortar los bigotes a un perro?

Ciertamente los bigotes del perro pueden volver a crecer y de hecho se renuevan periódicamente como el resto del pelaje, sin embargo, no es una decisión acertada cortarlos porque te parece que así se ve más bonito.

Resulta que específicamente estos pelos tienen raíces mucho más profundas que el resto, son de longitud más extensa y visiblemente más gruesos (al menos el doble) y todas estas características tienen un propósito, que es permitirles percibir todo lo que les rodea.

El hecho de que las raíces estén a mayor profundidad, permite que estas envíen mensajes al cerebro referente a los objetos, ubicación, distancia o tamaño.

Cuando decides cortar sus bigotes, con toda seguridad le estas limitando su habilidad natural para cazar, jugar y en general estar alerta a los determinados cambios que suceden a su alrededor. Es como si le quitaras de formas temporal su sexto sentido.

Por ejemplo, el can puede determinar las dimensiones y morfología de un determinado objeto, o que tan pequeño es un espacio tan solo con percibir en sus bigotes la corriente del aire.

Estos además le proveen de protección, como es el caso de los que están situados en la parte superior del ojo.

En definitivas, los bigotes forman parte de los sentidos del perro y por esta razón no hay que eliminarlos porque aunque vuelven a crecer, vas a dejar a tu fiel compañero un poco desprotegido ya que no podrá por un tiempo recoger información de lo que sucede a su alrededor.

¿Vuelven a crecer los bigotes de los perros?

Si has adoptado a un perro que tiene los bigotes cortados, o si tú mismo/a se los has cortado, puedes estar tranquilo/a ya que sí que le vuelven a crecer. Los pelos táctiles o vibrisas nacen del mismo modo que un pelo normal, es decir, que primero se forma el bulbo capilar y a partir de entonces surge la parte externa, que son los pelillos que acabaremos viendo en su cara.

Lo más interesante de esto es que, durante todo el proceso, ha estado alimentado gracias a los vasos sanguíneos conectados al bulbo capilar. Dicho bulbo, al estar por debajo de la piel, permanece intacto tras el corte de pelo, por lo que éste puede seguir creciendo sin problemas.

A mi perro se le caen los bigotes, ¿es normal?

Si a tu perro se le caen los bigotes en principio no tienes que alarmarte. Los bigotes, como pelos que son, es normal que al cabo de un tiempo se caigan. En esta situación, al cabo de unos días le saldrán de nuevos. Ahora bien,

Si el animal presenta otros síntomas, como pérdida de apetito y/o de peso, apatía, cambios de humor, o cualquier otro que nos haga sospechar, tendremos que llevarlo al veterinario lo antes posible ya que podría ser que su salud se estuviera debilitando y seguir todas las indicaciones que nos diga.

¿Los perros mudan los bigotes?

Los bigotes, al igual que el resto del pelo, normalmente se caen por si solos con el paso del tiempo, esto es un proceso que no debe generarte alarma porque a los pocos días nacerán bigotes nuevos.

Significa que los perros mudan los bigotes cada cierto tiempo; sin embargo, hay que prestar atención de que en el momento de la perdida de las vibrisas no estén presentes otros síntomas asociados con alguna patología, de ser así lo correcto es llevarlo al veterinario.

¿Los bigotes del perro se vuelven blancos?

Otra pregunta que puedes hacerte acerca de los bigotes de los perros, o que quizá has visto en tu mascota y quieres saber si es natural o no, es el hecho de que estos encanezcan. En otras palabras, que con la edad se le vayan poniendo blancos.

Como sabes, cuando llega una cierta edad, normalmente entre los siete u ocho años, los perros empiezan a presentar en su pelaje canas. El primer lugar donde aparecen suelen ser en la zona del hocico, extendiéndose después por toda la cara, sobre todo en la parte de las cejas, la zona de los ojos… Antes de esa edad, los expertos ven en eso un síntoma de una enfermedad muy peligrosa: el estrés.

Pero centrándonos en los bigotes blancos, debes saber que, igual que su pelo encanece, también lo pueden hacer los bigotes. Esto es debido a que el ADN empieza a fallar, con la edad, en la creación de melanocitos, es decir, en las células que se encargan de colorear el pelo. Y a raíz de ello, empiezan a aparecer las canas, incluyéndolas en los bigotes.

Por eso, cuando llega una cierta edad, es habitual que estas vibrisas se tornen de otro color, e incluso transparentes, no distinguiéndose a simple vista. Es más, pueden llegar a hacerse más frágiles.

¿Necesitan cuidados especiales? Sí y no. No es una respuesta fácil ya que, teniendo en cuenta las funciones de los bigotes, con el paso de los años también estos van fallando y haciendo que no le aporten la misma información que antes. Además, tampoco crecen tan rápido cuando son mayores, por lo que hay que evitar cortárselos para que no se les prive de esa parte importante para él.

¿Puedo tocarle los bigotes al perro?

Si tienes niños, o simplemente si te gusta acariciar a tu perro, en algún momento le habrás tocado los bigotes, queriendo o sin querer, ¿verdad que sí?

¿Cuál ha sido la reacción de tu mascota? Debes saber que los bigotes son una zona muy sensible y delicada, y que muchos perros no toleran que se los toques porque les hace sentir incómodos. De hecho, puedes incluso hacer que se sientan molestos, o que se alejen de ti y no quieran que te acerques para no pasar por esa situación.

Por eso, en la medida de lo posible, te recomendamos que, en la medida de lo posible, no los toques, mucho menos si es un perro al que no conoces, porque puede acabar atacando (o al menos hacer un amago a ello).

¿Sabes que tu perro tiene bigotes en muchas zonas de la cara?

Los bigotes son esenciales para orientarse

A lo mejor y lo desconoces, pero debes saber que tu perro no solo tiene bigotes en la zona de la boca, también los puedes encontrar en otras partes, como por ejemplo en la zona del hocico, en los labios y mentón, en la mandíbula y en las cejas.

Estos se diferencian del pelaje habitual en que son más duros que el pelo, y también más largos que estos, porque les ayudan como un sexto sentido para proteger sus zonas más delicadas (la boca, los ojos…).

Esperamos que te haya sido de utilidad.


5 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Mónica Bastida dijo

    Yo tengo un Frensh Poddle pequeño y en la peluquería le quitan los bigotes. ¿Qué me aconsejan?

    1.    César dijo

      Que no lo hagas más, es lógico. Que le digas a los peluqueros que no sigan cortándole los bigotes a los perros.

  2.   Ale dijo

    Yo le corte el bigote por errory cada vez que va a al parque regresa con un olor apestosisimo

    1.    Jaime dijo

      Ale, lo más probable es que ese olor sea por otra razón. Con una de mis mascotas me pasaba igual hasta que descubrí que le gustaba refregarse con restos de cosas podridas, restos de pescado y hasta eses…. Es una perrita adorable, pero en gustos y sentidos, son muy diferentes a nosotros. Con mis otros dos perritos nunca tuve este problema.

  3.   faisuri dijo

    adopte un perro frensh poddle de un año y le an cortado los bigotes y le queda difícil regresar a casa ¿
    sera por eso?