Raza Pastor inglés

perro sentado de color blanco y grisaceo con mucho pelo

El Pastor inglés o Viejo Pastor inglés como también se le conoce y en contradicción con su nombre, es considerada una raza de perro  norteamericana. Sin embargo, es evidente que tiene profundas raíces históricas en el continente europeo. Paulatinamente ha aumentado su popularidad en los Estados Unidos y Canadá. Siguen siendo una da las mascotas preferidas para realizar trabajos de granja, pastoreo y seguridad.

El Pastor inglés ha demostrado ser una mascota fiel e ideal para espacios abiertos. A pesar de su increíble utilidad en el trabajo como compañía, se ha destacado por su inteligencia, amabilidad y lealtad.

Origen e historia del Pastor inglés

El Pastor inglés o Viejo Pastor inglés como también se le conoce y en contradicción con su nombre, es considerada una raza de perro norteamericana. Sin embargo, es evidente que tiene profundas raíces históricas en el continente europeo. Paulatinamente ha aumentado su popularidad en los Estados Unidos y Canadá. Siguen siendo una da las mascotas preferidas para realizar trabajos de granja, pastoreo y seguridad. El Pastor inglés ha demostrado ser una mascota fiel e ideal para espacios abiertos. A pesar de su increíble utilidad en el trabajo como compañía, se ha destacado por su inteligencia, amabilidad y lealtad. Origen e historia del Pastor inglés Los orígenes de esta raza no están precisamente claros, no obstante, es evidente que la mezcla y las generaciones dedicadas al pastoreo le han sido beneficiosas evolutivamente, convirtiéndolo en una raza longeva y saludable. El origen del Pastor inglés es definitivamente incierto. Las teorías abundan, pero ninguna ha sido confirmada lo suficiente como para declararla definitiva. Por supuesto y a medida que se acerca en la historia abundan las evidencias de su pasado reciente. El aspecto más significativo con respecto al origen de esta raza es su evidente y comprobada influencia de un antepasado de la raza Collie. Aunque este perro es una mezcla interesante y efectiva de varias razas de perros que destacaban por su efectividad en trabajo de pastoreo y la caza, es el Collie el que más influencia presenta en la genética del Pastor inglés. Estando ligada la historia de ambas razas hace más difícil determinar sus orígenes, ya que el Collie posee poca documentación y diferentes teorías que pretenden determinar sus raíces. Con el paso del tiempo se fue obteniendo una raza única y autóctona que se fue amoldando a las diferentes condiciones climáticas y geográficas del nuevo continente. Esto proporcionó ventajas innegables como mayor fuerza y adaptabilidad, una salud envidiable y longevidad superior a otras razas más puras. La popularidad de la raza alcanzó su máximo esplendor en la década de los años 50 cuando era importante para la economía las granjas familiares. Sin embargo, este panorama cambió rápidamente a partir de 1960. Para 1970 el pastor inglés estaba en peligro de extinción. Características El Pastor inglés está demostrando ser una estupenda mascota de compañía para todos aquellos dueños llenos de energía y dispuestos a ofrecer a este perro un estilo de vida sano que favorezca su equilibrio, salud y longevidad. A cambio, se puede contar con una mascota inigualable en afecto, lealtad y como guardián. Los amantes de esta raza no han mostrado ningún tipo de interés en que el Pastor inglés sea reconocido por ninguna asociación canina, ya que consideran que establecer estándares es limitante y puede ser perjudicial para la salud de la raza. El aspecto físico del Pastor inglés es muy diverso gracias a que es el resultado de la mezcla de varias razas de trabajo. Sin embargo, predomina en los aspectos genéticos mejorados de la raza Collie. Existe una ligera diferencia entre los machos y las hembras que se nota concretamente en la altura en cruz y el peso. El peso promedio del Pastor inglés macho es de 36 kg y el de la hembra es de 32. La altura en cruz de la hembra es de 53 centímetros mientras que la del macho es de 56 cm. Tienen una forma que tiende a ser cuadrada con una línea superior que va en línea descendiente del lomo a la cruz. La apariencia que tiene cuando está cubierto de un pelaje largo es muy diferente a la que se observa cuando está afeitado. En el último caso se puede notar las hermosas líneas del cuerpo y evidenciar la musculatura y fuerza tanto de los miembros traseros como delanteros. Las orejas le cuelgan y tiene ojos oscuros que le dan una apariencia misteriosa. Su espeso pelaje es una característica única de doble capa rizada. Su manto es tan grueso que solían esquilarlo al igual que las ovejas. El color abarca una gama de sombras de azul a gris con blanco. Temperamento Esta raza de perro ha estado trabajando como pastor durante muchas generaciones, por lo que tiene un carácter independiente e imponente. Es imprescindible que el dueño sepa liderarlo desde cachorro. Es necesario que sea socializado tanto con las personas como con otros animales. El viejo Pastor inglés requiere canalizar una cantidad enorme de energía y realizar actividades que representen un reto para su inteligencia. De lo contrario, puede desarrollar una conducta no deseada que incluso puede desembocar en agresividad, especialmente, en los machos. Cuidados básicos El aspecto del Pastor ingles da la impresión de que necesita mucha atención en el mantenimiento, sin embargo, es todo lo contrario. Sus requisitos de higiene son bajos, necesitando una cepillada del pelaje quincenalmente. Si deja rastro de su pelaje por donde pasa, algunos dueños prefieren recortarlo, mejorando de esta forma sus cuidados y aspecto. Como siempre es recomendable visitar al veterinario dos veces al año mientras es cachorro y una vez cuando llega a la edad adulta. Esta raza suele madurar con lentitud, por lo que requiere estar pendiente de sus vacunas así como de su alimentación. Salud y enfermedades El Pastor inglés es una raza saludable y longeva. Puede llegar a vivir catorce años solo con los cuidados básicos y es uno de los pocos perros de raza mediana que llega a 17 años. Su salud es envidiable, ya que lo ha favorecido enormemente su diversidad genética y estupenda adaptabilidad. Entre las enfermedades que puede llegar a sufrir se encuentran la displasia de cadera y codo, la anormalidad del ojo Collie, alergias a medicamentos, entropión y ectropión, cataratas, sensibilidad a la anestesia y Luxating Patella. Puede sufrir algunas de estas enfermedades genéticas en proporciones menores que otras razas. Por último, es necesario para su equilibrio emocional que pasee por lo menos una hora diaria y aunque la raza se ha introducido efectivamente como mascota de compañía, no hay que olvidar que ha sido un perro de trabajo durante largo tiempo, por lo que lo ideal es contar con las condiciones idóneas para su salud física y emocional.

Los orígenes de esta raza no están precisamente claros, no obstante, es evidente que la mezcla y las generaciones dedicadas al pastoreo le han sido beneficiosas evolutivamente, convirtiéndolo en una raza longeva y saludable.

El origen del Pastor inglés es definitivamente incierto. Las teorías abundan, pero ninguna ha sido confirmada lo suficiente como para declararla definitiva. Por supuesto y a medida que se acerca en la historia abundan las evidencias de su pasado reciente. El aspecto más significativo con respecto al origen de esta raza es su evidente y comprobada influencia de un antepasado de la raza Collie.

Aunque este perro es una mezcla interesante y efectiva de varias razas de perros que destacaban por su efectividad en trabajo de pastoreo y la caza, es el Collie el que más influencia presenta en la genética del Pastor inglés.  Estando ligada la historia de ambas razas hace más difícil determinar sus orígenes, ya que el Collie posee poca documentación y diferentes teorías que pretenden determinar sus raíces.

Con el paso del tiempo se fue obteniendo una raza única y autóctona que se fue amoldando a las diferentes condiciones climáticas y geográficas del nuevo continente. Esto proporcionó ventajas innegables como mayor fuerza y adaptabilidad, una salud envidiable y longevidad superior a otras razas más puras.

La popularidad de la raza alcanzó su máximo esplendor en la década de los años 50 cuando era importante para la economía las granjas familiares. Sin embargo, este panorama cambió rápidamente a partir de 1960. Para 1970 el pastor inglés estaba en peligro de extinción.

Características

El Pastor inglés está demostrando ser una estupenda mascota de compañía para todos aquellos dueños llenos de energía y dispuestos a ofrecer a este perro un estilo de vida sano que favorezca su equilibrio, salud y longevidad. A cambio, se puede contar con una mascota inigualable en afecto, lealtad  y como guardián.

Los amantes de esta raza no han mostrado ningún tipo de interés en que el Pastor inglés sea reconocido por ninguna asociación canina, ya que consideran que establecer estándares es limitante y puede ser perjudicial para la salud de la raza. El aspecto físico del Pastor inglés es muy diverso gracias a que es el resultado de la mezcla de varias razas de trabajo.

Sin embargo, predomina en los aspectos genéticos mejorados de la raza Collie. Existe una ligera diferencia entre los machos y las hembras que se nota concretamente en la altura en cruz y el peso.

perro que parece un peluche tumbado en el suelo

El peso promedio del Pastor inglés macho es de 36 kg y el de la hembra es de 32. La altura en cruz de la hembra es de 53 centímetros mientras que la del macho es de 56 cm. Tienen una forma que tiende a ser cuadrada con una línea superior que va en línea descendiente del lomo a la cruz.

La apariencia que tiene cuando está cubierto de un pelaje largo es muy diferente a la que se observa cuando está afeitado. En el último caso se puede notar las hermosas líneas del cuerpo y evidenciar la musculatura y fuerza tanto de los miembros traseros como delanteros.

Las orejas le cuelgan y tiene ojos oscuros que le dan una apariencia misteriosa. Su espeso pelaje es una característica única de doble capa rizada. Su manto es tan grueso que solían esquilarlo al igual que las ovejas. El color abarca una gama de sombras de azul a gris con blanco.

Temperamento

Esta raza de perro ha estado trabajando como pastor durante muchas generaciones, por lo que tiene un carácter independiente e imponente. Es imprescindible que el dueño sepa liderarlo desde cachorro. Es necesario que sea socializado tanto con las personas como con otros animales.

El viejo Pastor inglés requiere canalizar una cantidad enorme de energía y realizar actividades que representen un reto para su inteligencia. De lo contrario, puede desarrollar una conducta no deseada que incluso puede desembocar en agresividad, especialmente, en los machos.

Cuidados básicos

El aspecto del Pastor ingles da la impresión de que necesita mucha atención en el mantenimiento, sin embargo, es todo lo contrario.  Sus requisitos de higiene son bajos, necesitando una cepillada del pelaje quincenalmente. Si deja rastro de su pelaje por donde pasa, algunos dueños prefieren recortarlo, mejorando de esta forma sus cuidados y aspecto.

Como siempre es recomendable visitar al veterinario dos veces al año mientras es cachorro y una vez cuando llega a la edad adulta. Esta raza suele madurar con lentitud, por lo que requiere estar pendiente de sus vacunas así como de su  alimentación.

Salud y enfermedades

perro que parece un peluche tumbado en el suelo

El Pastor inglés es una raza saludable y longeva. Puede llegar a vivir catorce años solo con los cuidados básicos y es uno de los pocos perros de raza mediana que llega a 17 años. Su salud es envidiable, ya que lo ha favorecido enormemente su diversidad genética y estupenda adaptabilidad.

Entre las enfermedades que puede llegar a sufrir se encuentran la displasia de cadera y codo, la anormalidad del ojo Collie, alergias a medicamentos, entropión y ectropión, cataratas, sensibilidad a la anestesia y Luxating Patella. Puede sufrir algunas de estas enfermedades genéticas en proporciones menores que otras razas.

Por último, es necesario para su equilibrio emocional que pasee por lo menos una hora diaria y aunque la raza se ha introducido efectivamente como mascota de compañía, no hay que olvidar que ha sido un perro de trabajo durante largo tiempo, por lo que lo ideal es contar con las condiciones idóneas para su salud física y emocional.

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:
Comida para perrosAccesoriosJuguetes

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.