Pastor leonés

simpatico perro con la lengua fuera y las orejas erguidas

El Pastor leonés es una raza originaria del norte de la península ibérica y como es de esperarse, su nombre se debe a que son populares en la zona de León. También son conocidos en las zonas del norte de Castilla, en especial entre la comunidad de pastores, ya que para el resto de las personas no es una  raza muy  popular.

La mayoría de los perros que se conocen en la actualidad tienen un origen incierto que puede ir de cientos a miles de años. Aun así, más del 90% de las razas tiene datos que son muy precisos, como por ejemplo que casi la totalidad de estos tienen como ancestro común al lobo y que las razas más antiguas son las que están ligadas con el trabajo de cacería o pastoreo.

Origen e historia reciente del pastor leonés

nina pequena junto a un perro que esta tumbado

Otros nombres con el que se conoce al pastor leonés son Carea leonés o Aqueda y ha quedado oficialmente establecido que la raza es autóctona de España, con su origen entre las regiones de León y Zamora. La misma debe sus esfuerzos a un pastor que dedicó más de treinta años de su vida a criar y establecer los estándares de la raza. Lo más seguro es que existan distintas mezclas de perros autóctonos del área que resultaron en el Pastor leones, ya que la zona tiene antecedentes históricos de pastoreo de ovejas, por lo que es muy seguro que sea el resultado de una mezcla muy variada de perro pastor.

Artículo relacionado:
Razas de perros pastores

Los períodos bélicos como la guerra civil española fueron muy contraproducentes para la mayoría de las razas de compañía, ya que representaban un lujo o la manutención era muy costosa. Sin embargo fue una buena época para esta raza,  cuya obediencia y resistencia le proporcionó un lugar en trabajos útiles durante estos conflictos sociales donde escaseaba la mano de obra.

Lo normal cuando se establece una raza es someterla a un proceso de selección genética para escoger los mejores especímenes. Esto no se logra de la noche a la mañana, ya que requiere de varias generaciones de crías. Pasado este importante paso y  en el año 2016, la raza fue reconocida en España y en el 2018 se aprobó su estándar oficial por la Real Sociedad Canina Española. El leonés es un perro pastor por excelencia con muy pocas alteraciones en su comportamiento y que sigue siendo muy leal a su función y su dueño. Otro aspecto que se encuentra bien documentado es que las razas de perros empezaron a definir sus estándares y registrarse oficialmente a partir del siglo XVIII.

Entre las razas de perros todavía existen muchas que no se han definido y se encuentran en proceso de establecer características y documentación. Por esos motivos, razas antiguas pero oficialmente recientes, siguen apareciendo en el entorno de los estudios caninos. Tal es el caso del pastor leonés, noble raza de pastoreo que ha apoyado al ser humano en esta labor desde hace mucho tiempo.

Características y temperamento

Este es un pastor ovejero que cuenta con las características básicas de este tipo de razas. Es ágil, fuerte, inteligente, obediente, valiente y territorial. Todo eso lo demuestra la rudeza de su aspecto, con un cuerpo de musculatura y osamenta fuerte y un pelaje adaptable a los cambios de estación.

El aspecto físico se inclina más a lo rústico, sin perder la armonía acompañada de una mirada vivaz. Su tamaño es mediano, con una talla entre 48 y 55 cm los machos y 45 y 52 cm las hembras, las extremidades tienen forma alargada y fuerte, la cabeza tiene orejas grandes que pueden ser tanto erguidas como caídas, junto con un hocico alargado y los ojos son de tamaño mediano y profundo.

Una característica muy característica es el pelaje, ya que este perro tiene  un manto de tipo arlequinado con una combinación de negro diluido en manchas blancas y grises de diversas tonalidades y sin patrón definido. También están los de color negro con tonos leonados en las extremidades y en la cara. El pelo tiene una doble capa con una interna que es corta y densa, mientras que la externa es más larga y menos densa, además, de suave al tacto.

perro de tamaño medio con un pelaje gris y negro y con manchas

Debido a que no es una mascota con interés sociable, el pastor leonés no tiende a mostrar conductas afectivas o apego a los humanos. Los aspectos que más destacan en su carácter son la lealtad, valentía y fidelidad al trabajo. Disfruta de los espacios abiertos donde puede canalizar su enorme cantidad de energía. Su independencia no impide que tenga un fuerte lazo afectivo con su dueño, pero no es extensible a otras personas, con los que se mostrará tímido. Para mejorar sus capacidades sociales se debe educar al perro desde cachorro a convivir con otras  mascotas o personas.

Se debe tener en cuenta que será dominante con los que conviva, solo superado y liderado por su dueño. Educarlo no representa ningún problema, ya que son obedientes e inteligentes. Responden muy bien al esquema educativo de recompensas.

Salud, alimentación, higiene y cuidados

La salud del pastor leonés es realmente buena. No se ha observado ningún tipo de enfermedad hereditaria y en condiciones óptimas de cuidado puede alcanzar los estándares de vida propios de los perros medianos que se encuentra entre los doce y catorce años.

Para el cuidado y mantenimiento de la salud de esta raza es imperativo aportar la cantidad de nutrientes necesarios y relacionados con su actividad física diaria. Por esta razón, es recomendable que las raciones diarias y cantidad de calorías estén cuidadosamente determinadas y supervisadas por el veterinario, de esta manera, se puede evitar la torsión estomacal y displasia de cadera, comunes en perros de la talla del pastor.

En lo que respecta a la higiene no son mascotas exigentes. Se debe bañar solo cuando sea necesario, cada mes y medio o dos meses y el pelaje se debe cepillar una o dos veces por semana para eliminar la suciedad  o pelo muerto. Durante el verano lo recomendable es realizar esta actividad tres veces por semana. Por último y al igual que cualquier mascota, debe visitar con frecuencia al veterinario y cumplir con todas las vacunas y recomendaciones respecto a los desparasitantes. Esto es muy importante, ya que son perros que al estar en contacto con la naturaleza son propensos a coger plagas, hongos o ácaros que se deben controlar con rapidez.

Recomendaciones

perro con la lengua fuera atado con una correa

El Pastor leonés es un perro que ha sido fiel al trabajo y obediencia hasta el día de hoy. La raza todavía no forma parte de los hogares, por lo que su instinto primitivo se encuentra inalterado. Es posible que su apariencia tosca y carácter poco afectuoso hayan influenciado en esta realidad, sin embargo no deja de ser un animal noble, leal y trabajador. Es importante considerar su carácter para ofrecerle, como dueño responsable, el mejor cuidado que le asegure una calidad de vida óptima. Estas mascotas requieren de un dueño con dones de liderazgo que demuestren que son el alfa en la manada y que por tanto merezcan su obediencia y esfuerzo.

Sus características emocionales no lo hace la mejor opción para niños pequeños, mascotas de compañía o personas con estilos de vida sedentarios. Por otro lado, se encuentra entre las razas de perro pastor que conserva los instintos del oficio más puramente conservados de la actualidad.

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:
Comida para perrosAccesoriosJuguetes

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.