Recomendaciones para limpiar los oídos de tu perro

Comenzaremos por hacer una pregunta ¿cada cuánto tiempo limpias tus oídos? Normalmente cada vez que nos bañamos solemos hacerlo, es decir, muy probablemente limpies tus oídos a diario. En el caso de los perros es muy importante, tal como en los humanos, mantener los oídos limpios, para evitar posibles enfermedades e infecciones indeseables.

Algunas razas serán más propensas que otras a la suciedad y a las infecciones, por tener orejas largas y caídas. Un claro ejemplo de esto son los Beagle, cuyas orejas largas son en ocasiones una dificultad para limpiar su oído, ya que cuando hablamos de oído hablamos del canal auditivo, no solo de la parte externa de su oreja (lo que cuelga en el caso del Beagle).

¿Cuál es la forma correcta de hacerlo?

Hay quienes suelen decir que la mejor forma de limpiar los oídos de los humanos es hacerlo con los codos (con ello están queriendo decir que es mejor no hacerlo) pues las personas solemos limpiar nuestros oídos con bastoncillos y resulta que estos son peligrosos ya que lo que hacen es empujar la suciedad y la cera y obstruir el canal auditivo formando un tapón.

Lo mismo ocurre en el caso de los perros. La cera de sus oídos es normalmente grasa y no es tan fácil de retirar solo con agua, ya que está compuesta de células muertas y suciedad acumulada que si se intenta limpiar con bastoncillos es más probable que se interne más en el oído en lugar de salir, por eso lo más recomendado para hacerlo es una gasa enrollada en la punta del dedo, siempre teniendo mucho cuidado de no lastimar al perro, ya que al igual que el oído humano, el de ellos es muy sensible y delicado.

Lo más recomendable en todo caso será usar agua con alguna solución como suero fisiológico o algún líquido especial para limpiar los oídos que pueda ayudar a disolver la cera acumulada.

El método será entonces humedecer un poco la gasa con la solución que se vaya a utilizar, enrrollarla en el dedo e introducirla en el oído del perro con mucho cuidado y cambiarla cada vez que salga sucia, de ese modo se evitarán infecciones.

Este procedimiento debe repetirse hasta que la gasa salga completamente limpia y luego, con una gasa nueva, se procede a limpiar la otra oreja, nunca con la misma con la que se limpió la primera pues en el caso de que hubiera alguna infección podría pasarse de una a otra.

Los signos de que tu perro no tiene las orejas limpias

Es fácil notar cuando tu perro necesita una buena limpieza de oídos, ya que por lo general estos comienzan a sacudir la cabeza a rascarse y en el caso de los perros de orejas largas, moverlas de un lado a otro.

Será conveniente que verifiques y si notas algún tipo de secreción fuera de lo normal, alguna irritación o enrojecimiento o incluso alguna herida que se pudo haber producido por rascarse continuamente, lo mejor será consultar con el veterinario, quien será el encargado de decirte si es necesario tratar a tu perro con algún tipo de antibiótico para mejorar su condición.

Los perros también son propensos a padecer otitis, no solo los humanos y para ellos es algo además de incómodo, doloroso, pues nosotros podemos comprender lo que nos está pasando y que se trata de una enfermedad que con un tratamiento médico adecuado mejorará. En el caso de ellos también mejorará con los cuidados adecuados, pero, a diferencia de los humanos, ellos no lo pueden comprender, por consiguiente les desespera y se rascan o sacuden o arrastran su cabeza contra superficies como paredes o el suelo, para intentar sentir algo de alivio a la incomodidad que tienen en su oído.

La solución definitiva a este problema en tu perro es la prevención y la mejor forma de prevenir tanto la otitis como cualquier otro tipo de enfermedad en los oídos es la limpieza correcta y con la frecuencia adecuada (una vez por semana será más que suficiente). Si lo haces de forma muy frecuente entonces podrías causar el efecto contrario al esperado y generar resequedad e incomodidad, así que todo es mejor hacerlo en su justa medida.

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:

Comida para perrosAccesoriosJuguetes


Categorías

Curiosidades

Mi nombre es Lurdes y entre mis aficciones se encuentran las de escribir y leer. Soy una gran amante de los animales y llevo desde que llevaba pañales rescatando y cuidando de ellos. Me paré en tercero de B.U.P y actualmente estoy estudiando la medicina alternativa, temática que también me encanta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.