Raza de perro Spitz finlandés

Spitz finlandés

El Spitz finlandés es una hermosa raza de perro nórdica, como su nombre lo indica de Finlandia. Adaptado al clima duro, el Spitz es un experto cazador. En contraste con el frío clima esta raza es sumamente cálida, amigable y estupendo animal de compañía. Esta es una mascota sociable y equilibrada y es que desde el año 1960 se ha ido popularizando en el resto de Europa. Su elegante porte y maravillosas características lo están posicionando muy bien como animal de compañía.

Origen del Spitz finlandés

perro de color marron en la nieve

La raza Spitz cuenta con varios siglos de historia. La función de estos perros en los países nórdicos era la de ser cazadores y es que eran expertos rastreando y marcando la posición de  alces y urogallos. No se cuenta con información fidedigna de antepasados del Spitz lo que sí es seguro según los estudios genéticos es que el lobo salvaje comparte con estos perros una importante carga genética.

Desde finales del siglo XIX se inició un registro oficial de la raza culminando con el establecimiento del primer estándar oficial en 1892. Para 1979 y cuando fue nombrado perro oficial de Finlandia, el Spitz ya llevaba un siglo participando en exposiciones y eventos caninos ganándose un lugar privilegiado en el país nórdico.

Características

El Spitz finlandés corresponde a un perro de tamaño mediano y su apariencia en general recuerda al aspecto de un zorro. El peso aproximado de los machos de la raza es entre los 14 y los 16 kilogramos. Las hembras suelen pesar menos encontrándose entre 11 y 13 kg. Por otro lado, el macho cuenta con una estatura de altura en cruz entre 43 y 51 centímetros. La hembra puede medir entre 39 y 45 centímetros.

El cuerpo de esta raza de perro tiene forma cuadrada, tiene cierto porte atlético y músculos notorios. Es un animal esbelto con extremidades fuertes y rectas. El lomo y la espalda son cortos y la cola se tiende a curvar desde la base y está muy cubierta del pelaje.  La forma de portar la cola es  alargada y pegada a la espalda.

La cabeza tiene forma oval vista desde una perspectiva superior. Se ensancha hasta las orejas simétricamente desde las mejillas. El perfil es recto con un hocico angosto y de poderosa mandíbula. Los ojos tienen forma almendrada y de mirada vivaz. Las orejas son rectas y puntiagudas y de inserción alta y forma de triángulo. El Spitz siempre las mantiene erguidas. El pelo del Spitz finlandés es de doble capa como los perros de regiones frías.

La subcapa  interna es lanosa, impermeable, suave y densa, siendo la capa exterior más larga y áspera al tacto. El pelaje es largo, especialmente a la altura de los hombros y más corto en las patas y la cabeza. El color del manto va de un color rojo brillante o un rojo dorado, siendo la tonalidad mucho más intensa en el dorso y se va aclarando en las mejillas, orejas, garganta, pecho, cara interior de las patas y la cola. Para asuntos de estándar solo es permitido pequeñas manchas blancas en los pies.

Carácter

El carácter del Spitz finlandés es la de un perro verdaderamente sociable. Se muestra alegre y cariñoso en su interacción con las personas incluso si son extraños. Aunque se muestre algo reservado es muy difícil que sea agresivo. Esto lo hace una mascota ideal para niños porque aparte es muy juguetón y paciente.

dos perros sentados en la hierba

Tiene un temperamento equilibrado, con una buena dosis de valentía y determinación. Para ser un perro sociable es bastante independiente, aunque disfruta de la compañía igual le encanta contar con su espacio. El exceso de ladridos en esta raza es señal de aburrimiento. Como todo perro de caza tiene mucha energía y requiere de constante actividad física. El equilibrio emocional y físico depende en gran parte del ejercicio.

Educación

El adiestramiento de estos perros no es un tema sencillo, se requiere de constancia y paciencia. Es ideal empezar a socializar al Spitz desde cachorro, bien sea con personas u otras mascotas. Se recomienda evitar que la mascota sienta que se le están imponiendo órdenes ya que su actitud será de rebeldía. En el caso de esta raza lo ideal es realizar dos sesiones diarias de quince minutos y siempre en forma de juego. Se debe mantener la continuidad para poder apreciar los resultados. Utiliza el refuerzo positivo y evitar cualquier tipo de maltrato.

Artículo relacionado:
Cómo educar a un perro

Cuidados y salud

La esperanza de vida media del Spitz es de unos 12 años. Este es el período normal para una raza de tamaño mediano que se le haya proporcionado los cuidados básicos.  Más allá de las reglamentarias vacunas, desparasitantes y visitas periódicas al veterinario, existen dos aspectos en esta raza a los que se le debe prestar especial atención: el manto y la actividad física.

El pelaje de doble capa de estas mascotas debe cepillarse con regularidad de dos a tres días por semana como mínimo. Esto con el fin de eliminar suciedad y evitar parásitos. También es un momento muy importante para inspeccionar la piel de la mascota y detecta a tiempo cualquier anormalidad como enrojecimientos. Otro aspecto fundamental en el cuidado de este perro es proporcionarles actividad física diaria. Esta actividad no se debe limitar a cortos paseos esta raza necesita correr y gastar energía. Las actividades de Agility son muy recomendadas al igual que llevarlos a disfrutar de parques caninos y carreras al aire libre.

Es importante destacar que mientras son cachorros el Spitz requiere de su espacio personal, por lo que se le puede proporcionar su propia cama de dormir y no se sentirá solo. Los dientes de los cachorros salen con rapidez y les causa molestias por lo que los estos buscan morder todo a su paso para tranquilizarse. Lo ideal es proporcionarles varios juguetes de perros que puedan morder para calmar las molestias dentales.

Salud

dos perros sentados en la hierba

La salud es realmente excepcional. Los  criadores llevan más de un siglo realizando cruces estratégicos que prácticamente han erradicado las enfermedades congénitas de la raza. El único inconveniente que presentan es que son de piel delicada y el dueño siempre debe estar vigilante para evitar complicaciones. La mejor forma de prevenir las afecciones cutáneas es manteniendo la hidratación en especial en climas calurosos. También es muy importante bañarlo cada seis u ocho semanas solo con los productos para la raza recomendados por el veterinario.

Esta raza se encuentra ganando popularidad como mascota de compañía, sin embargo es importante aconsejar a los dueños siempre adquirir las crías en criaderos profesionales. También es importante destacar que esta raza no es acta para personas sedentarias o mayores, ya que requieren de mucha actividad física.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:
Comida para perrosAccesoriosJuguetes