Los insectos más peligrosos para el perro

Flebotomo, mosquito que transmite la leishmaniosis.

Con la llegada de las altas temperaturas, las picaduras de insectos se convierten en una importante amenaza para nuestro perro. Y es que los peligros que conllevan abarcan desde leves alergias hasta graves enfermedades, como la leishmaniosis. Nos será más fácil proteger a nuestra mascota si conocemos cuáles son los insectos que causan estos problemas; a continuación, hablamos de cinco de los más comunes.

1. Flebotomo. Este mosquito es el portador de la leishmaniosis, enfermedad que provoca inflamación de las articulaciones, úlceras, hemorragias y debilidad muscular, entre otros muchos síntomas. Está presente en varios países de Europa, entre los que se encuentra Francia, Italia y España, y puede ser mortal tanto para animales como para seres humanos. No existe cura para esta enfermedad, aunque afortunadamente existen algunos métodos para reducir las probabilidades de contraerla, como vacunas o pastillas, así como un eficaz tratamiento para controlar sus síntomas.


2. Garrapatas. La mayoría de sus picaduras no causan un gran trastorno, pero en algunas ocasiones acarrean graves problemas como la enfermedad de Lyme o la Tularemia. Se encuentran en zonas con vegetación y humedad, y entre los síntomas que causan están la debilidad muscular, los dolores articulares o las dificultades respiratorias. Para evitarlas, nada mejor que mantener el calendario de desparasitación al día y utilizar los productos que nos recomiende el veterinario.

3. Oruga procesionaria del pino. Es extremadamente tóxica para animales y personas. Su simple roce provoca inflamación de algunos órganos y fuertes dificultades respiratorias. Salen a la luz en primavera y llaman especialmente la atención de los perros gracias a su forma de moverse, formando una larga fila y en movimientos circulares. Tan sólo olfatearlas es altamente perjudicial. Su efecto requiere tratamiento veterinario inmediato, pues puede llegar a ser mortal.

4. Avispas. Una picadura en la lengua causa una gran inflamación, hasta el punto en que puede llegar a bloquearse la entrada de aire, provocando así la asfixia del perro. De ser alérgico, los efectos empeoran. En ambos pasos, es necesaria una rápida atención veterinaria.

5. Arañas. Con sus mordeduras causan inflamaciones e infecciones, además de importantes irritaciones en la piel. Sus picaduras tienen el inconveniente añadido de que empeoran con el contacto de la saliva del can.


Categorías

General Perros

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario