Cómo interpretar las posturas de mi perro

Cachorro de Border Collie sentado

El perro, lamentablemente, no es capaz de hablar, de modo que utiliza su cuerpo para expresar lo que siente en cada momento. Cuando decidimos convivir con uno, no nos quedará más remedio que aprender a observarlo y a entenderlo. Así, podremos disfrutar de una amistad pura y verdadera que durará siempre.

Pero ¿cómo interpretar las posturas de mi perro? Si es la primera vez que tenemos un peludo, puede resultarnos difícil saber lo que pretende decirnos. Tras leer este artículo, seguro que podremos saber qué pretende sin dificultad 😉 .

Amistoso

Perro adulto feliz

Un perro amistoso o con ganas de jugar es un peludo que se mostrará muy alegre, con la boca ligeramente abierta. Puede tener sus patas delanteras estiradas y el cuerpo echado hacia atrás. La cola la tendrá levantada y la moverá de un lado a otro rápidamente. A veces, de la emoción puede ladrar. Serán ladridos agudos, muy cortos, emitidos con la única intención de que su humano favorito se una al juego.

Asustado

Perro miedoso

Si está asustado o tiene miedo, tenderá a agacharse. Bajará la cabeza y, si se siente realmente mal, tendrá la cola entre las patas e, incluso, puede llegar a temblar. Si considera que su vida está amenazada, adoptará la posición de ataque.

Enfadado

Perro adulto enfadado

Cuando un perro está enfadado o está a punto de atacar, lo más común es que tenga la boca ligeramente abierta, con los dientes -sobretodo los colmillos- bien visibles. Además, el pelo de su espalda y cola se puede erizar para verse más grande, gruñirá y tendrá la mirada fija en su oponente.

Inquieto

Perro adulto inquieto

En las situaciones en las que hay algo que no le termina de dejar tranquilo, se mantendrá atento, con la cola o bien erguida o bien caída sin ningún movimiento. El pelo de la espalda se puede erizar si, por ejemplo, hay alguien (perro, persona, o cualquier otro animal) que trata de llamar su atención en ese momento. Cuando esto pasa, lo mejor es dejarlo tranquilo y tratar de averiguar qué le inquieta. Si no dejamos de molestarlo, podría reaccionar mal.

Gira sobre sí mismo

Cachorro girando sobre sí mismo

El perro que gira sobre sí mismo es un animal que suele estar muy contento y feliz. Puede ladrar alegremente y dar vueltas en el lugar. Eso sí, si se persigue la cola nos tendremos que preocupar, ya que podría ser que tuviera parásitos o que estuviera muy aburrido.

Tumbado boca arriba

Dachshund tumbado en la cama

Cuando se acuesta con el vientre hacia arriba está mostrando sumisión. Lo hacen mucho los cachorros, cuando un adulto les está pidiendo calma, o si se sienten amenazados.

Espero que este artículo te haya sido de utilidad 🙂 .

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:
Comida para perrosAccesoriosJuguetes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *