Estómago del perro, qué debemos saber

El estómago del perro es un órgano delicado, que conecta con el intestino y el esófago y en el que se pueden dar determinadas enfermedades o problemas. Es bueno conocer como funciona para así tener más claro el por qué de una indigestión, las razones de que nuestro perro  vomite o los problemas que se pueden dar en el estómago a lo largo de la vida.

El estómago del perro es un órgano que funciona como el nuestro aunque hay que tener en cuenta que su posición no es la misma, y por eso hay algunos riesgos, como la temida torsión de estómago de la que hablaremos más adelante. Vamos a ver cómo es el estómago del perro así como sus enfermedades y problemas frecuentes.

Cómo es el estómago del perro

El sistema digestivo del perro es algo diferente al de los humanos, y las diferencias ya comienzan en la boca. La boca del perro tiene más dientes y muchas menos papilas gustativas que las de los humanos. Esto hace que los perros muerdan los alimentos pero no mastiquen demasiado, pues el sabor no es tan importante como el ingerir alimentos para la supervivencia. Sus dientes además les permiten comer huesos y otros alimentos que para nosotros serían difíciles de digerir. Es por esta necesidad de masticar menos por la que los jugos gástricos del estómago del perro son más fuertes que los de los humanos, de forma que puedan descomponer la comida aunque se encuentre poco masticada. Otra cosa diferente es que nuestra digestión puede tardar unas dos horas como mucho, pero la suya dura unas ocho horas, de forma que pueden vomitar hasta varias horas después de haber comido.

Problemas frecuentes en el estómago

Los problemas estomacales son frecuentes en los perros y pueden darse por causas variadas. Una de las más comunes es una dieta inadecuada, pero también puede suceder que los perros se encuentren mal por haber ingerido algo que les hace daño. Por otro lado, tenemos que asegurarnos que los problemas de estómago no son síntomas de otra enfermedad más problemática, ya que pueden estar asociados a muchas enfermedades conocidas.

Los perros pueden sufrir de dolor estomacal, hinchazón en el vientre, flatulencias, vómitos o diarrea, además de estreñimiento. Cualquiera de estos problemas puede darse de una forma puntual, aunque siempre hay que buscar la posible causa. De todas formas, si vemos que es algo que persiste y que debilita al perro es mejor acudir al veterinario para que le haga un chequeo y determine la razón por la que el perro se encuentra mal.

Alimentos prohibidos para los perros

La dieta del perro debe ser diferente de la dieta de los humanos, ya que ellos nos están preparados para tantos alimentos procesados  y algunos de ellos pueden ocasionarles problemas estomacales. Uno de los que hay que evitar es el chocolate, ya que contiene teobromina, sobre todo el chocolate negro, un compuesto que es tóxico para los perros. No es que tengas que llevarlo al veterinario si toma un poco de chocolate sin querer, pero en grandes cantidades sí puede hacerle daño. Hay otros alimentos como las uvas que también deben evitarse. En general debemos tener en cuenta que el perro puede desarrollar fácilmente la diabetes, por lo que no podemos darle alimentos con azúcar. Por otro lado, hay que evitar darles huesos que se puedan astillar y clavarse o que no puedan digerir por ser demasiado grandes.

Tipos de comida para el perro

Los perros tienen una amplia variedad de comidas que pueden ingerir, si no tienen ningún tipo de alergias o problemas estomacales en un principio. Un perro sano puede disfrutar de una dieta que se centre en los piensos comprados, los cuales deben ser de calidad. En el caso de los piensos es mejor comprar una marca de gama media o alta que los de gama baja, que suelen añadir menos nutrientes en la misma cantidad. No obstante, hay una tendencia a volver a la alimentación natural también en los perros, que al parecer les es más beneficiosa porque no ofrece los compuestos procesados que sí tienen los piensos. En esta dieta hay espacio para carnes, verduras o legumbres. Lo que sí hay que tener en cuenta es que si vamos a cambiarle la dieta al perro debe hacerse poco a poco, ya que un cambio brusco puede acarrear problemas de estómago o diarreas durante unos días hasta que su estómago se acostumbre a los nuevos alimentos.

Enfermedades estomacales del perro

Entre las enfermedades estomacales más comunes se encuentra la gastritis, que también puede ser crónica, aunque suele aparecer en la mayoría de los perros por problemas concretos. Esta gastritis conlleva dolor estomacal, vómitos o diarrea. Otra de las enfermedades más temidas del estómago que puede llevar incluso a la muerte del animal es la conocida como torsión de estómago. Hay perros que son mucho más propensos a sufrirla que otros, pero esta torsión se debe a la dilatación del estómago, el cual gira sobre sí mismo hasta terminar estrangulándose. Es por es que ante problemas estomacales debemos acudir al veterinario para que descarte problemas graves. También es posible que los perros tengan en el estómago la bacteria Helicobacter, aunque la de ellos es diferente de la de los humanos, lo que lleva a tener vómitos, diarrea y falta de apetito.

Cuidados del estómago del perro

El estómago del perro puede ser más delicado de lo que pensamos, aunque los perros ingieren muchas cosas que no les hacen daño. Sin embargo, siempre es mejor cuidarlo que tener que llevar al perro al veterinario porque se encuentra mal. En principio una de las cosas que más debemos vigilar es que el perro no coma nada fuera de casa, porque no sabemos si son cuerpos extraños o algo envenenado que le puede hacer daño. Además de esto debemos mantener una dieta sana evitando darles alimentos perjudiciales para su salud. Es mejor darles la comida en varias tomas, algo que nos ayudará a prevenir la gastritis y también la torsión gástrica, ya que el estómago no se dilatará tanto. Tampoco hay que darles exceso de comida, controlando siempre las cantidades. Y ante cualquier síntoma de malestar debemos acudir al veterinario para que determine la causa y el problema.

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:

Comida para perrosAccesoriosJuguetes


Categorías

Enfermedades

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, aunque siempre me gustó escribir. Llevo años siendo voluntaria en una protectora, ahora todo mi tiempo he de dedicárselo a mis propios perros, que no son pocos. Adoro a los perros, la moda, las cremitas y las revistas online.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.