¿Le puedo dar huesos crudos a mi perro?

Cachorro con hueso

Desde la Segunda Guerra Mundial, momento en el que se crearon los piensos, se nos ha dicho y repetido muchas veces que los perros no pueden comer comida casera porque les puede causar muchos problemas de salud. Sin embargo, no podemos olvidar que hasta antes de la creación de los piensos eso era precisamente lo que comían.

Hoy en día, si bien poco a poco vamos aceptando que se trata de un animal carnívoro y que necesita comer carne de buena calidad, el tema de darle huesos crudos sigue siendo casi un tema tabú. Veamos si se les puede dar o no, y qué precauciones debemos de tomar.

Los perros, como sabemos, son animales carnívoros. Tienen dientes lo suficientemente fuertes para romper huesos, que es algo que vienen haciendo desde que empezaron su evolución hace unos 10 mil años. Ahora bien, no le podemos dar según qué hueso. Hay una enorme diferencia entre dárselo crudo o cocido; tanto es así que si se lo damos cocido o cocinado podríamos poner su vida en peligro ya que podría morir por asfixia.

Los huesos crudos, en cambio, pueden ser masticados y triturados con facilidad por los perros, de modo que su organismo puede digerirlos mejor, sin temor a que se les queden astillados. Además, al contener partes de médula ósea tienen muchos beneficios para su salud, de entre los cuales destacamos:

  • Sirven para mantener limpios los dientes.
  • Refuerzan el sistema óseo y el sistema inmunológico.
  • Les ayudan a combatir el estrés.
  • Ayudan a reducir las alergias.
  • Les encantan 😉 .

Perro comiendo pienso

Pero, ¿qué tipos de huesos pueden comer? La respuesta es sencilla: mientras estén crudos y sean lo suficientemente grandes para que el perro no pueda tragáserlos de una vez, sino que tenga que masticarlos, se le puede dar cualquier tipo de hueso.

Así que ya sabes, no dudes en darle alguno de vez en cuando.

Todo para tu perro
Cuida a tu perro tanto como él te cuida a ti con estas recomendaciones que te hacemos:
Comida para perrosAccesoriosJuguetes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *