¿Por qué mi perro lame la orina de otros perros?

Perro oliendo la arena.

Son muchos los perros que tienen por costumbre lamer su propia orina o la de otros, siendo éste un hábito antihigiénico y desagradable. Aunque en principio no sepamos encontrar un por qué, lo cierto es que este gesto tiene un sentido. Existen distintas teorías que afirman que esta práctica viene dada por varios motivos.

La más conocida está relacionada con la detección de feromonas, a partir de las cuales los canes obtienen valiosa información sobre otros. Estas sustancias son liberadas, entre otras vías, a través de la orina, y captadas por los perros mediante su sentido del olfato. Para ello tienen que hacer uso del órgano vomeronasal, situado entre la nariz y la boca, llevando a cabo un procedimiento que en inglés recibe el nombre de tonguing.


El mismo consiste en presionar la lengua contra el paladar varias veces, sacando ocasionalmente el extremo de la lengua, como si estuvieran probando un sabor extraño. De esta manera captan las feromonas, obteniendo información sobre el perro que ha orinado. Se trata de un comportamiento más común entre los machos, especialmente cuando encuentran la orina de una hembra en celo.

Otras teorías aseguran que se debe a unacuestión de higiene. A veces, cuando los cachorros son separados de su progenitora demasiado pronto, adquieren la costumbre de limpiar el área donde se encuentren de desechos, pues su madre ya no puede hacerlo por ellos. Por esta razón desarrollan la manía de lamer su propia orina y la de los demás.

En otras ocasiones simplemente lo hacen porque les agrada el sabor, algo que aunque los humanos encontremos desagradable, para ellos es completamente natural. Por otro lado, en casos extremos en los que el perro comienza a sufrir una deshidratación y no tiene agua disponible, puede adquirir esta conducta.

Se recomienda eliminar este hábito, ya que a través del desecho de otros animales el perro puede contraer alguna infección o enfermedad. Bastará con alejarle de la orina dando un pequeño tirón con la correa, al mismo tiempo que decimos “No” firmemente y le guiamos en otra dirección. Con paciencia y constancia lo conseguiremos.


Categorías

General Perros

Raquel Sánchez

Licenciada en Periodismo y aficionada a los blogs, siempre me ha gustado escribir. Desde niña adoro a los animales, y los perros siempre han sido muy especiales para mí. Hoy en día forman una parte muy importante de mi vida.

Escribe un comentario